El tabaco y la salud bucodental

extraído de: http://blogs.unitec.mx

El consumo de tabaco tiene varios efectos perjudiciales en la salud general: aumenta el riesgo de padecer cáncer, enfermedades cardiacas, derrames cerebrales, entre muchos otros. Asimismo,  el fumar  también causa daños en la cavidad bucal, como cáncer oral, mal aliento, pigmentaciones en los dientes, pérdida del gusto, aparición de aftas y retardo en la cicatrización.

Al fumar se reduce la cantidad de producción de saliva, la cual juega un papel importante, ya que contiene inmunoglobulinas que ayudan a prevenir la caries.

Otros efectos secundarios  se observan en los dientes. Los componentes químicos tóxicos que contienen los cigarros (como nicotina y alquitrán)  provocan que, por el humo, las sustancias químicas se adhieran a la superficie de los dientes, penetrando al interior de su estructura  y provocando manchas que varían en colores amarillentos y cafés obscuro, dando una apariencia poco estética.

Adicional a esto, el proceso de combustión provoca inflamación en el paladar y alteración en el gusto por afección a las papilas gustativas. La superficie de los dientes es más susceptible al desarrollo de sarro, lo que ocasiona también mal aliento.

Estos químicos, a la larga, alteran el flujo sanguíneo afectando vasos capilares y terminaciones nerviosas de tejidos blandos, así como el aporte de nutrientes vitales a encías como la vitamina C.

Esto favorece la presencia de placa dentobacteriana, sarro y al desarrollo de enfermedad periodontal donde  en etapa avanzada afecta al soporte óseo dando como resultado final la pérdida de dientes. El efecto más grave es el desarrollo de cáncer bucal.

Se recomienda que los pacientes fumadores consulten a su dentista cada seis meses para el diagnóstico oportuno de alguna alteración importante y  para la realización de una limpieza dental profesional.

Las manchas  menores en los dientes se pueden disminuir  durante la limpieza dental, pero para las pigmentaciones mayores se tiene que recurrir a algunos sistemas de blanqueamiento; sin embargo, este tipo de tratamientos tienen un efecto temporal,  ya que las pigmentaciones son recurrentes.